Miel “Imperial” Ometepe para aliviar quemaduras

Las vacaciones de semana santa, el verano y la época de calor están en todo su apogeo. Así pues, como es costumbre la playa, la arena y sobretodo el sol se hacen presentes en nuestra rutina. Y es que disfrutar de una buena dosis de sol puede resultar placentero, sin embargo, el exceso perjudicial para la salud, ligado directamente a problemas cancerígenos y el envejecimiento de la piel.  

Una quemadura solar es el producto de la exposición prolongada a la luz UV del sol, la cual provoca un daño directo en la piel, logrando dilatación de los vasos sanguíneos, producción de más melanina y engrose de la piel, lo que es reflejado con enrojecimiento, inflamación y resequedad.

Antes de tratar una quemadura, es preciso identificar de qué tipo es. Dentro del campo médico se contempla que existen tres grados de quemaduras, la primera sólo afecta la capa externa de la piel, causando enrojecimiento e hinchazón, esta es la más común por exposición solar.

También existe la quemadura de segundo grado que afectan la capa externa y subyacente de la piel, sus síntomas son enrojecimiento, hinchazón y ampollas. Y las quemaduras de tercer grado afectan más allá de la dermis, causando además de los síntomas antes mencionados, adormecimiento del área afectada y aspecto oscuro. Estás requieren de atención médica especializada.

Ya identificada la quemadura de primer grado, podemos proceder a curarla:

El paso principal para tratarla es enfriar el área quemada, por lo que hay que aplicar agua (que no sea helada) sobre ella, para ello nos podemos auxiliar de paños de agua fría sobre la piel.

Seguidamente hay que mantener hidratada constantemente la zona. Y es aquí donde la miel y la sábila hacen un trabajo impecable, ya que ambos productos naturales poseen grandes propiedades antibacterianos, antifalmatorios, antioxidantes, cicatrizantes e hidratantes, logrando refrescar la zona afectada, reducir el ardor y acelerar la cicatrización.

Método de aplicación:

Mezclar la gel de sábila o aloe vera en partes iguales con Miel “Imperial” Ometepe, aplicar generosamente (una capa aproximada de centímetro) directamente sobre la piel lastimada y dejar reposar, para ello se puede cubrir el área con una venda, cerciorándose que se mantenga limpia. Reaplicar la mezcla cada vez que sea necesario.  

MIO para el Sol

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s