Miel y abejas en la Cuaresma

La cuaresma es un término litúrgico que etimológicamente viene del latín “quadragesima”, y se trata de cuarenta días dedicados para la preparación espiritual, en espera de la pascua. Aunque es un rito practicado principalmente en la religión católica, está presente en otras religiones cristianas protestantes, evangélicas,  pentecostales, adventistas y testigos de Jehová.

Dentro de esta celebración existen diversas creencias, mitos y rituales, alguno de los cuales involucran la presencia de miel de abeja, y aunque no hay constancia explícita sobre estos en la Biblia Cristiana, estos se han transmitido verbalmente y reproducido dentro de las familias practicantes.

Cuando se habla de miel, es preciso recordar que dentro de muchas civilizaciones o religiones ha estado presente como un conductor de limpieza espiritual; y siendo la cuaresma la etapa por excelencia para ello, este ingrediente está presente en la dieta típica de la época, ya sea utilizado como fuente de energía y purificación en los ayunos religiosos o en los postres tradicionales de temporada.

Para el catolicismo el fin de la cuaresma es representado con la resurrección de Jesucristo, que simbólicamente es mostrado con una vela consagrada de gran tamaño, llamada cirio pascual, la cual históricamente es de cera de abeja (cirio, del latín cereus: cera).

Así pues, la miel y las abejas como fiel compañeras, se encuentran presentes en la historia de la humanidad, y como vemos en esta ocasión, no solo en el ámbito gastronómico sino espiritual.

Cuaresma

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s